Ha llegado el nuevo año, y como siempre se dice año nuevo, vida nueva, ¿por qué no empezamos por cambiar nuestro corte de pelo?

Para estrenar el nuevo año, son muchas las que se atreven a darse el corte de pelo de sus sueños para un cambio de melena perfecto y refrescarla en un abrir y cerrar de ojos. Desde las celebrities a los diseñadores buscan una nueva estética en lo que se refiere a cortes de pelo y apuntan a estilos muy naturales y llenos de movimiento.

Empezamos por el corte para cabello rizado: el swag, largas capas, con ondas naturales, relajadas y con un flequillo espeso; y el corte Morrison, rizado, por encima de los hombros y apto para melenas onduladas, serán los que más triunfen en primavera. A la hora de elegir el corte para pelo rizado, la estilista María Baras afirma que “este corte depende más del tipo de rizo que de la cara”.

Por otro lado este año también se lleva el pelo corto, pero ligeramente más largo por delante y en la zona de la cara que por detrás en la parte de la nuca. Este corte es el que se conoce como pixie.

Este año se siguen llevando los Long Bob, las melenas a la altura de la clavícula o Long Bob XL, cuyos cortes sobrepasan ligeramente los hombros en su versión lisa, ondulada o rizada. Esta temporada, estos estilos triunfan más con flequillo y en su versión wavy o más ondulada secada con el secador y al aire.

Y por último, las capas en distintas versiones de largo serán el santo y seña de la próxima temporada en la que tampoco faltarán las melenas al más puro estilo años 70, incluso con flequillos versátiles y peinadas al viento con aires rockeros como hemos visto en Saint Laurent y Hilfiger.